Ladrones se adueñaron de los espacios públicos en los alrededores de la Zona Universitaria y desde hace algunas semanas roban accesorios a vehículos, hasta llegar al extremo de dejar los vehículos sin neumáticos.
 
El robo en los vehículos afecta no sólo a estudiantes, sino también a profesores y visitantes al Hospital Central «Ignacio Morones Prieto».
 
Por igual se llevan algunas piezas de adorno de los vehículos que espejos antenas y rines.
 
Personas que desarrollan sus actividades diariamente a los alrededores de los espacios universitarios explicaron que la vigilancia policial es casi nula, cuando meses atrás era frecuente la circulación de unidades de la Fuerza Estatal Metropolitana.
 
Explicaron que la seguridad de los alrededores de la Zona Universitaria se ha relajado mucho y ello ha sido escenario propicio para que quienes viven de lo robado afectan también a los familiares de los pacientes que acuden al hospital.
 
En temporada de clases, en las avenidas Manuel Nava Martínez, Niño Artillero, Salvador Nava Martínez y Fray José de Arlegui, se quedan estacionados centenares de vehículos cuyos propietarios acuden a estudiar o a trabajar tanto en el Hospital Central como en las diversas facultades de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí y el Instituto Salesiano Carlos Gómez.
Compartir