La tercera ronda de negociaciones entre representantes de China y Estados Unidos para resolver su actual guerra comercial finalizó este viernes en Pekín con “avances importantes” pero sin el anuncio de resultados concretos.

La ronda negociadora terminó con una reunión entre el presidente chino,Xi Jinping, el representante estadounidense de Comercio Exterior, Robert Lighthizer, y el secretario del Tesoro de EE.UU., Steven Mnuchin, en la que según el máximo mandatario chino se han hecho “grandes progresos”, recogió la agencia estatal Xinhua.

De acuerdo con la información oficial, Xi expresó su deseo de que ambas partes puedan alcanzar un acuerdo “mutuamente beneficioso” en una próxima tanda de diálogo, que se celebrará la próxima semana en Washington.

Xi se reunió con los dos emisarios estadounidenses en el Gran Palacio del Pueblo de Pekín, en un gesto de buena voluntad similar al que hizo el presidente estadounidense, Donald Trump, quien recibió a los representantes chinos durante la segunda ronda de las conversaciones celebrada a principios de este mes en Washington.

Compartir