El presunto feminicida de la bebé Mía fue arrestado ayer por la tarde al conducir un vehículo bajo los efectos del alcohol mientras circulaba por la colonia Industrial Mexicana. La policía le encontró diversos envoltorios de droga conocida como “cristal” en su persona.

Martín “N”, al parecer la pareja sentimental de la madre de la bebé, fue interrogado por los policías, detectando que, entre las incoherencias pronunciadas, el sujeto dejó entre ver su participación en la desaparición y asesinato a golpes de su hijastra. Sin embargo, el primer cargo que enfrenta ante la autoridad es el de conducir bajo estado de ebriedad y posesión de sustancias prohibidas.

Por lo anterior, la Fiscalía General del Estado tendrá que resolver la situación jurídica del presunto asesino de la menor (que se dice comenzó a golpearla porque vomitó, y posteriormente, junto a la madre acudieron a un predio en el municipio vecino de Villa de Zaragoza a enterrar su cuerpo) por este delito, y enseguida presentarle los cargos de homicidio.

La detención fortuita del presunto feminicida representa un respiro para la Fiscalía General del Estado, que se ha caracterizado por desentenderse de la alta ola de violencia e inseguridad desatada en todo el territorio potosino.

Compartir