De manera clandestina y vandálica, grupos civiles pro aborto respondieron al rechazo de los diputados de distintas fracciones a la iniciativa que pretendía legalizar el aborto en San Luis Potosí.

Con leyendas como “Será Ley”, y “Aborto legal, seguro y gratuito”, personas no identificadas, pero sí vinculadas a organismos civiles pro aborto y a grupos feministas radicales grafitearon las fachadas de las sedes de los partidos Acción Nacional, Morena y Revolucionario Institucional.

Ayer, el Congreso local desechó la iniciativa que además de legalizar la interrupción del embarazo, pretendía generar condiciones sanitarias gratuitas para quienes se lo practicasen. 20 de los 27 diputados votaron en contra de la iniciativa, sepultándola sin que estos organismos pro abortistas hicieran acto de presencia y presionaran en la sesión para impulsar su propuesta.

Los que sí respondieron de manera inmediata fueron diversas organizaciones en pro de la vida, quienes agradecieron a través de un comunicado a las y los diputados que votaron a favor de respetar la vida desde el periodo de gestación.

Compartir