– “A ÉL LO ATORMENTARON, Y ALGUNOS DE NOSOTROS SABEMOS QUIÉN ES”, SEÑALÓ EL ABOGADO

– “DIOS DIJO ‘PERDONA UNA VEZ’, PERO NO CUANDO HACEN DE UN CADÁVER UNA VERDADERA CARNICERÍA”

 

Aurelio Gancedo Rodríguez, “antes de decir los secretos que sabía, prefirió la muerte”, afirmó frente al gobernador Juan Manuel Carreras el abogado Pascual Gilbert Valero.

Hablando en el homenaje de cuerpo presente que se llevó a cabo en la sede del PRI el 23 de enero, Gilbert Valero dijo haber sido maestro de Gancedo durante muchos años.

“Me da gusto que el gobernador del estado esté aquí presente, porque Aurelio, de quien fui su maestro durante muchos años, merece todo el respeto, no solo del Partido Revolucionario Institucional, sino también de la ciudadanía potosina”, expresó.

Fue enseguida de esas consideraciones cuando aseveró también desde el micrófono que Gancedo Rodríguez fue: “…un auténtico hombre que, antes de decir los secretos que sabía, prefirió la muerte, porque a él lo atormentaron”.

Y, sin pausa de por medio, agregó: “Y algunos de nosotros, no me importa lo que se diga o lo que se piense, sabemos quién es”.

Luego lanzó una especie de advertencia o amenaza: “Así, que se cuiden, porque la revancha…”. Ahí interrumpió el hilo de la frase para proseguir: “Dios dijo: ´perdona una vez´, pero no cuando hacen de un cadáver una verdadera carnicería”.

Prosiguió: “En lo personal, si alguien quiere saber o quiere tomar venganza, me llamo Pascual Guillermo Gilbert y no le temo a los que asesinaron a mi ex alumno”. Sus palabras fueron interrumpidas por los aplausos de múltiples asistentes al evento.

Antes de que terminara de decir esas palabras, un hombre de chamarra color beis que se encontraba a un costado del gobernador atravesó el espacio entre el orador y el público.

Espero un momento, se acercó a Gilbert –quien fue maestro de oratoria de la UASLP durante muchos años– y le dijo algo al oído, al parecer respecto al seguimiento de los oradores.

Pero el ex maestro universitario no interrumpió de inmediato su disertación que apenas había iniciado hacia tres minutos, sino que anunció hablaría a continuación la madre de Aurelio Gancedo.

Y Gilbert Valero aprovechó todavía para decir que a dicha señora la conoció cuando trabajaban para “cierto gobernador”, y que había tal confianza con ese mandatario que cuando se trató de la «reelección” del mismo, lo mandó a él, junto con el jovencito Gancedo, a ver a Carlos Salinas de Gortari”.

No dijo a qué gobernador se refería, pero, como se sabe, en la historia reciente el único que ha buscado la reelección en el estado fue el ya fallecido Gonzalo Martínez Corbalá, precisamente en el sexenio de Salinas de Gortari (1988-1994).

Compartir