De los 113 entes auditales, solamente en dos casos el Pleno del Congreso del Estado regresó el dictamen a la Comisión de Vigilancia, se trata del Poder Judicial del Estado y del ayuntamiento de San Luis Potosí; sin embargo, en ambos casos dicho dictamen fue en contra del trabajo de la Auditoría Superior del Estado (ASE), por lo cual la Comisión de Vigilancia es la que deberá rectificar.

El presidente de la Comisión de Vigilancia, José Antonio Zapata Meraz explicó que deberán analizar si hay elementos suficientes para que se realicen auditorías especiales.

En el caso del Poder Judicial, el argumento fue que son cerca de mil millones de pesos ejercidos y la ASE reportó muy pocas observaciones; mientras que de la Capital es casi el 30 por ciento del total de observaciones de los 113 entes.

“Los dictámenes de estos dos entes recibieron una opinión no favorable al trabajo que realizó la Auditoría, se observó que no se apegó correctamente a los proceso de auditoría en la revisión de estos dos entes”, explicó Zapata Meraz con respecto al trabajo realizado por su Comisión, por lo cual, al haber sido rechazados por el Pleno, la mayoría de los diputados sí avalaron el trabajo de la ASE.

Al respecto y en tribuna, el diputado panista Rolando Hervert Lara, advirtió que el número de observaciones del Ayuntamiento de la capital representan casi la tercera del total, y a pesar de que otros diputados mencionaron que no recibieron el detalle de las observaciones, él sí señaló a la administración de Ricardo Gallardo Juárez, de ser responsable de todas las irregularidades por aproximadamente 297 millones de pesos.

Además exigió al gobernador del Estado, a la Fiscalía General del Estado y al Poder Judicial, “que den muestra de que quieren cambiar las cosas en San Luis Potosí” y opinó que se debe fiscalizar el 100 por ciento los recursos, “pues se requieren hechos, más que palabras, en el combate a la corrupción y la impunidad”.

Compartir